El inexorable avance de las nuevas tecnologías, está provocando que ese producto que tanto deseas hoy, mañana tan solo sea un trozo de plástico o chatarra completamente desfasado. Cosas comunes como por ejemplo, los negativos de las cámaras de fotos o los disquetes, que usábamos hace algunos años para guardar imágenes (pocas) e incluso nuestros trabajos de clase, son vestigios del pasado de los que nadie parece acordarse hoy en día.

Una segunda vida para los negativos y los disquetes

Vestigios, que duermen en los cajones de algún viejo escritorio, a los que el artista británico Nick Gentry les da la oportunidad de tener una segunda vida, sirviendo como materias primas para crear impresionantes ilustraciones de hombres y mujeres. Ilustraciones, en las que también aparecen viejas radiografías, que se forman básicamente con un fondo de disquetes coloreados en tonos neutros (por si no os acordáis de ellos, la mayoría de ellos eran de color negro) y toda una serie de elementos que forman la imagen.

Unas imágenes, en las que se aprovechan las características de los materiales empleados para crear contrastes de color y dar vida a algunas de las partes del rostro, como los ojos, con las que se pone de manifiesto la rapidez con la que el mundo está cambiando.

Otras ilustraciones en: Nick Gentry

Una  segunda vida para los negativos y los disquetes

Una segunda vida para  los negativos y los disquetes

Una segunda vida  para los negativos y los disquetes

Posts relacionados