Aunque más que en su cultura, la inspiración de la pareja formada por Julie Wilkinson y Joyanne Horscroft, les ha llegado con la observación de la rica decoración marroquí. Una decoración, creada generalmente con materiales muy pobres, con los que se pueden crear maravillas tan increíbles como las de esta pequeña ciudad en miniatura.

Cloud City, una  fantasía inspirada en la cultura marroquí

Ciudad, a la que han dado el nombre de Cloud City, la cual ha sido construida en su totalidad, por hojas de papel delicadamente cortadas con intrincados diseños. Unas hojas, que se superponen para crear fantásticos palacios aéreos, comunicados entre sí por escaleras fabricadas en el mismo material.

Unos palacios que flotan en el aire, a los que sus autoras han decorado con una minuciosidad de detalles impresionante, tanto en su parte externa, como en su parte interna. Es precisamente en esta parte de la obra, en la que se encuentran los detalles más increíbles de la misma. Detalles de una gran belleza, que van desde un pequeño árbol a una fuente de la que parece estar brotando el agua, entre los que destacan por encima del resto, la intrincada estructura interior de las cúpulas que sustentan cada estructura.

Otras obras de sus autoras: The Makerie Studio 

Más fotos en: Luke Kirwan

Cloud City, una fantasía inspirada en la  cultura marroquí

Cloud City, una fantasía inspirada en la cultura  marroquí

Cloud City, una fantasía inspirada en la cultura marroquí

Posts relacionados